Ajustes (Pagos)

WooCommerce  permite añadir a tu tienda múltiples métodos de pago, desde los más básicos como el pago por cheque hasta otras mas complejas en el que admita varias formas de pago.

Voy a ir explicándote las que WooCommerce trae de base, mi opinión sobre cada una de ellas y cual es mi preferida y la que, salvando excepciones, siempre aconsejo (de momento).

Para ello vas a ir a tu escritorio y entrar en «WooCommerce/Ajustes» y pulsar en la pestaña «Pagos». Verás esta pantalla (Ver imagen 1).

distintas opciones de configuración de las pasarelas de pago.
Imagen 1

Como ves, esta está compuesta por cuatro columnas. «Método» , es el nombre de la forma de pago y al mismo tiempo pulsando sobre el nombre te manda a la configuración de esta.

«Activado» es un interruptor para que selecciones las que quieres activar o dejar desactivadas.

La siguiente es una descripción muy básica de cada pasarela.

Y por último un botón que hace el mismo efecto que si pulsamos sobre el nombre de cada método.

Transferencia bancaria

Pagar por transferencia bancaria es un sistema que cada vez se usa menos ya que requiere mucho trabajo. Una vez realizada la compra, el cliente debe hacer la transferencia, esperas a que llegue a tu cuenta una vez comprobada, y si todo es correcto, entonces mandas la mercancía. Puede que para algún tipo de mercancía en concreto, cómo maquinaria industrial por ejemplo, encaje esta forma de pago, pero para un e-commerce al uso no es muy escalable.

La configuración es muy sencilla, te pide un título, la descripción que el cliente verá en la página, un campo con las instrucciones que se añade a la página de agradecimiento y el número de cuenta o cuentas bancaria donde quieres recibir la transferencia.

Pagos por cheque

Realmente, hoy en día, a la hora de comprar online, este método prácticamente está obsoleto. Si la transferencia da trabajo, imagina esta forma de pago, en la que el cliente manda el cheque, te llega, vas a cobrar, suponiendo que todo esté correcto, entonces mandas la mercancía.

Prácticamente esta opción se encuentra desactivada en todos las tiendas online. Si es cierto que en ciertas circunstancias, puede que un proveedor esté cobrando a sus clientes mediante giro u otra forma de pago que no sea al contado, en este caso podrías aprovechar este sistema, pero en el momento de configurarlo, cambias el nombre y la descripción por el que mas encaje.

Contra reembolso

Este método sí que se usa bastante hoy en día. Consiste en que, después de realizado el pedido, tú mandas el envío y es la agencia de transporte la que se encarga de cobrarlo en el momento de la entrega para luego reembolsarte el importe.

Es un método que no está mal del todo, aunque cada vez se usa menos. Tienes que tener en cuenta que conlleva unos costes adicionales, ya que la agencia, normalmente, cobra por el servicio un fijo mas una comisión dependiendo de la cantidad cobrada.

Prácticamente se configura igual que las anteriores, unos campos muy sencillos de rellenar mas un par de ellos, al final, que te explico ahora mismo.

«Activar para métodos de envío». Cuando configuraste los envíos, dentro de cada zona, creamos varios métodos, y si pinchas en este campo aparecen todos esos métodos y te deja seleccionar, uno o varios, a los que quieras limitar el reembolso. esta opción es útil en el caso de que la agencia no disponga de este servicio o no lo realice en alguna zona en concreto. También puede ser que no te interese hacerlo con la agencia de transporte pero si con Correos. Si lo dejas en blanco se entiende que está disponible para todos lo métodos.

«Aceptar para pedidos virtuales». En muy pocas ocasiones encontraras utilidad a esta opción, pero por poner un ejemplo, supongamos que tienes una página de reservas, como puede ser un masajista, reservarías tu hora (cita), eliges contra reembolso, y pagas una vez estés en el local.

PayPal

Aquí hemos topado con la reina de la pasarelas de pago, aunque no es mi preferida, lo cierto es que es la mas extendida de todas con diferencia. Ahora mismo contará con 150 millones de usuarios aproximadamente.

Para poder utilizarla deberas tener creada una cuenta en «PayPal para empresas». Aunque es muy sencillo, no lo vamos a hacer ahora, lo dejaremos para otro post. Nos centraremos en como configurar WooCommerce para que acepte pagos por PayPal.

Interfaz que muestra las opciones de configuración de pagos por PayPal
Interfaz que muestra las opciones de configuración de pagos por PayPal

«Título»«Descripción» son dos campos que el usuario verá al finalizar la compra (Ver imagen 2).

Imagen 2

«Correo electrónico de PayPal» Aquí debes introducir el email con el que creaste la cuenta de PayPal.

Opciones avanzadas

Puedes probar PayPal antes de poner tu tienda en producción. Para ello es necesario activar la casilla «Activar el entorno de pruebas de PayPal» y una pequeña configuración en tu cuenta de PayPal.

Si activamos «Permitir registro» de «Registro de depuración» estamos creando un registro de los posibles errores que pudieran darse en las operaciones. Este archivo queda en nuestro hosting, justo debajo de esta opción, te muestra la ruta donde queda almacenado (Ver imagen 3).

Ruta del registro de  logs de PayPal
Imagen 3

«Avisos por correo electrónico de IPN». IPN son las siglas de Instant Payment Notification (Notificación de pago instantáneo) y es un aviso que te manda PayPal con el resultado de la operación. Ya veremos en otro post cómo se programan. Marca la casilla «Activar avisos por correo electrónico de IPN» si quieres recibir estos avisos.

«Correo electrónico del receptor» se utiliza para validar las peticiones IPN, en principio debe ser el mismo de tu cuenta de PayPal, pero puedes introducir otro distinto.

«Token de identidad de PayPal» es un código que encuentras en la configuración de tu cuenta de PayPal y que debes introducir en este campo. Esto te permite recibir la confirmación de pagos sin la necesidad de usar IPN. 

«Prefijo de factura» te permite, en el caso de que tengas mas de una tienda asociada a la misma cuenta de PayPal, identificar que factura viene de cada una, al asignarle un prefijo distinto.

Si activas la casilla  «Enviar los datos de envío a PayPal en lugar de los de facturación.» le esta enviando a PayPal los datos de envío que ha rellenado el cliente en la compra en lugar de los datos de facturación.

«Sobreescribir la dirección» consta solo de una opción, «Activa «address_override» para impedir que se cambie la información de dirección.», que al activarla, impide que en PayPal puede modificarse la dirección de envío, aunque se recomienda no hacerlo porque podría causar errores, ya que PayPal se encarga de verificar las direcciones.

En «Acción de pago» puedes elegir entre «Captura» para que el cobro se realice al instante o «Autorización» para autorizar el pago pero no cobra hasta que no cambiemos el estado de la compra.

«Estilo de página». PayPal te permite configurar la página permitiendo que seas tú el que eliges el estilo, colores, incluso con tu logotipo (dedicaremos un post a configurar PayPal) y a este estilo le darás un nombre. Aquí es donde debes introducir ese nombre para que se apliquen esos estilos.

En «URL de la imagen» debes indicar una dirección a una imagen de tu logo de 150 x 50. Este se mostrará arriba a la izquierda de la página de PayPal.

Credenciales para la API

De los tres campos de los que consta esta sección, «Nombre de usuario de la API de producción» y «Contraseña de la API de producción» son obligatorios y el último «Firma de la API de producción» es opcional. Los tres los encontramos al configurar nuestra cuenta de PayPal.

Stripe

Para mi, a día de hoy, Stripe es la plataforma de pago preferida por varias razones. Permite al usuario efectuar el pago desde tu misma web, al contrario que otras, como PayPal o Redsys que a la hora de efectuar el pago te sacan de la web y te redirigen a  su plataforma. El cliente solo tiene que introducir los datos de la tarjeta y dar a «Pagar», ni siquiera se da cuenta de que está usando Stripe, lo que ayuda a aumentar las conversiones.

Otro tanto a su favor es que las comisiones, comparadas con PayPAL son muchísimo mas bajas. Y también, a la hora de implementarla en tu web, mucho mas sencillo que hacerlo con Redsys por ejemplo. Otra ventaja que tiene sobre PayPal, es que emiten una factura mensual con las comisiones cobradas, facilitando mucho  el momento de presentar los gastos en la declaración.

Cuando instalamos Woocommerce, en «Pago» quedó activada la opción de aceptar pagos con Stripe, esto hizo que se instalara el plugin «WooCommerce Stripe Gateway» que es necesario activar para que tu tienda acepte pagos por Stripe. El panel de configuración queda así (Ver imagen 4).

Interfaz que muestra la configuración de Stripe
Imagen 4

La opción «Activar/Desactivar» hace las mismas funciones que el switch de la pantalla anterior, permite o no que tu web pueda usar Stripe para efectuar cobros.

«Título» y «Descripción» son unos campos en los que puedes escribir lo que quieras que aparezca en la página de pago. Puede ser algo como «Pagar con tarjeta» o «Pagar ahora», es lo que verá el usuario.

Para usar Stripe, necesitas tener creada una cuenta. En ella se te dará una serie de claves que son las que tienes que introducir en los campos que vienen a continuación, pero antes, en la sección «Variables de webhook» se te da una URL para que la coloques en los ajustes de Stripe y que sirve para que puedas recibir notificaciones sobre  el estado de los cargos.

Si seleccionas «Activar modo de pruebas»,  los dos siguiente campos te piden las «Claves de pruebas publicable» «Clave de pruebas secreta»  (ver imagen 5) y si la dejas desactivada tienes que introducir las «Clave de producción publicable» y «Clave de producción secreta» (ver imagen 6).

Imagen 5
Imagen 6

Al activar la casilla «Formulario integrado para la tarjeta de crédito» en la página de pago, se mostrarán los datos de la tarjeta, en el mismo campo (ver imagen 7), y si no la activas, lo hará de forma separada (ver imagen 8). Particularmente me gusta mas esta segunda opción.

Formulario integrado para la tarjeta  de crédito.
Imagen 7
Formulario con los campos separados para la tarjeta de crédito.
Imagen 8

«Descripción del extracto» es el nombre que le aparecerá al cliente en el concepto del extracto de su banco. Normalmente se suele poner el nombre de la tienda, aunque puedes poner lo que quieras hasta un máximo de 22 caracteres.

Al marcar «Captura el cargo inmediatamente», el cobro lo realizas al momento, si lo dejas sin marcar, se manda una autorización de aceptación del cargo en la tarjeta, pero no se hace efectivo. Este supuesto se suele usar en campañas de crowdfunding. Mucho ojo porque esta autorización expira en siete días.

Muchas tarjetas bancarias tienen activado 3D Secure, que es un capa extra de seguridad, que consiste en que, a la hora de realizar el pago, la entidad manda un código de seguridad al teléfono móvil del usuario, y este deberá introducirlo en el campo destinado a este propósito. Al activar «Requerir seguridad 3D cuando esté disponible» les aparecerá esta ventana de seguridad a todos los usuarios que lo tengan activado.

«Pago emergente de Stripe» si activas la casilla «Activa la ventana de pago Stripe» , en el lugar del formulario para introducir los datos de la tarjeta, aparecerá una ventana de Stripe, que ademas puedes personalizar un poco. Yo prefiero dejarla desactivada.

«Botones de petición de pago»  al activar, permite cobrar mediante ApplePay, algo que me parece super-interesante desde mi punto de vista, ya que cada vez hay mas usuarios usando esta forma de pago, ademas te permite pagar sin tener que rellenar los datos de la tarjeta, sino que con un simple gesto ya has realizado el pago. Requiere un poco de configuración así que le dedicaré un post y de camino hablar un poco mas de esta «novedad».

«Permitir el pago desde tarjetas guardadas» es muy interesante si tus clientes hacen compras de manera recurrente ya que se ahorra introducir los datos de la tarjeta cada vez que haga una compra. Estos datos se guardan en los servidores de Stripe.

Al activar «Registrar mensajes de depuración» se guarda un archivo en tu alojamiento en los que se va recogiendo los posible errores que pueden ocurrir en las operaciones.

TPV Virtual

Aunque aún existen muchísimas más pasarelas de pago, este post lo voy a concluir con los TPV virtuales. Se puede decir que en España son dos la plataformas para pago electrónico. La que usa la gran mayoría de bancos y mas extendida, RedSys, y las usadas por las cajas de ahorros, Ceca. 

La gran ventaja que tiene este tipo de pago (cobro), es que son las que cobran menos comisiones de las que hemos visto hasta ahora, algo que tienes que negociar con tu banco, pero a día de hoy estamos hablando de 0.50 % por operación (incluso puede mejorarse) contra el 3.4 % mas 0,35 fijo de PayPal. Cuando estamos vendiendo miles de Euros mensuales estas comisiones suponen bastante dinero.

Eso sí, a la hora de implementarla resulta bastante mas engorroso. Tienes que dar de alta un TPV en tu banco. Cosa que no es fácil, sobre todo si estás empezando y no tienes aún nada de facturación. A continuación, instalar un plugin y configurarlo, le dedicaremos más adelante un post completo. 

Como siempre… no olvides «Guardar los cambios».

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *